Gente aburrida de la corrupción de políticos y megaricos en EE.UU.

Que ocurrió en Iowa y New Hampshire? 

Sí, hubo elecciones de nominación y especialmente en New Hampshire fué una victoria aplastante para los candidatos que no estaban apoyados por las élites de los dos grandes partidos. Investigadores y ex-políticos han ido escarbado profundamente en la materia y sondeado el estado de ánimo del pueblo estadounidense. 

kvinner høygafler franske revolusjon
Estos son Patrick Caddell de los demócratas, Bob Perkins de los republicanos y el analista Scott Miller.

En un artículo en el Huffington Post escriben:

“¿Es una rebelión?”, Se preguntó Luis XVI después de haber sido informado de la toma de la Bastilla. “No, mi señor,” suspiró su ministro, “Me temo que es una revolución.” …

Nuestra serie de información salida de las encuestas muestran claramente que se ha producido un nuevo paradigma. Se está produciendo un cambio en las ‘placas tectónicas’ políticas. Osea un choque mortal entre los choferes fórmula 1 del nuevo orden político.

La vieja costumbre que reflejaba un duopolio y que ideológicamente liga al sistema de dos partidos está siendo desafiado por un movimiento popular que nó solo es -anti-sistema, -anti-político y anti-duopolio,
sino también en gran medida apolítico y no ideológico.

No se trata de una reacción de cuadros revolucionarios, sinó que incluye la abrumadora mayoría de los votantes estadounidenses de todos los matices. Este es uno de los trastornos más importantes y duraderos en nuestra historia política, y como todas las revoluciones, tiene sus propias características únicas.

Sobre la base de la investigación podemos concluir que el distanciamiento político en el pueblo estadounidense ha crecido a niveles históricos.
En el 2013 describió Patrick Caddell públicamente que el país se encontraba en una fase pre-revolucionaria. … Nuestros datos muestran que los Estados Unidos se encuentra en medio de una revolución política de proporciones históricas. De hecho, esta elección puede marcar el principio del fin del ‘duopolio’ de dos partidos en los Estados Unidos.

La encuesta de este año muestra que:

• Los estadounidenses creen que Estados Unidos está en declive (este año, con la mayoría de dos tercios).

• El 56% cree que el futuro de los Estados Unidos será peor para la mayoría de los niños de lo que fué para sus padres.

• La mayoría cree que los EE.UU. tienen una economía de doble vía. Una es donde la mayoría de los estadounidenses están luchando todos los días, y donde los buenos trabajos son difíciles de encontrar. La otra vía es de las grandes corporaciones que se llevan todos los beneficios (72% de acuerdo).

• El ochenta y uno por ciento piensa que la oportunidad para la gente común para gobernar el país se debilita con el paso de los días, mientras que los políticos de ambos partidos están luchando para proteger su propio poder y privilegios.

• Aún más el 84% cree que los líderes políticos están más interesados en la protección de su poder y privilegios que hacer lo que es correcto.

• Además, las tres cuartas partes de los estadounidenses creen que los intereses de los poderosos, desde Wall Street, los sindicatos y otros grupos de interéses han utilizado la campaña para sacar dineros para arreglar el sistema en beneficio propio.

• Las familias de la clase media, un 72 %, no han visto mejora en su economía en décadas, y el crecimiento económico se estancó debido a la corrupción y el capitalismo entre amigos en Washington.

• Dos tercios de los estadounidenses no están de acuerdo en que el gobierno de Estados Unidos trabaje para el mejor beneficio de la gente.

• El 71% opina que el gobierno de Estados Unidos no sólo es disfuncional; se vá derrumbando ante nuestros propios ojos.

• Y 7 de cada 10 estadounidenses creen que el gobierno de Washington no gobierna con el consentimiento de su pueblo. El grado de indiferencia social en los EE.UU. no tiene precedentes – ni en tamaño ni en alcance.

• Los partidos Demócrata y Republicano son fundamentales inútiles para cambiar esta situación. Los estadounidenses están mayoritariamente de acuerdo (78% -15%) que los dos partidos políticos están tan comprometidos con los intereses del gran capital que no son capaces de crear un cambio significativo.

• La gente cree que la verdadera batalla en los EE.UU. no es entre demócratas y republicanos. Sino entre la sociedad común y corriente estadounidense contra los políticos en función, grupos de presión, las megaempresas, los megasindicatos, los megabancos, los ‘intereses especiales’ y los medios de comunicación.

• Nuestra prensa libre no es de ninguna ayuda. De hecho, de acuerdo con una gran mayoría (74%) opina que la prensa es parcial y dá una cobertura desequilibrada de los casos, y que, por lo tanto, es parte del problema.

Pero al igual que Francia antes de su revolución, es EE.UU. una oligarquía,
(una “oligarquía coorupta”, como dijo Jimmy Carter), pues ahora, en Estados Unidos, el poder político ha pasado a manos de un pequeño grupo de gente megarica.

———————

“A mis conciudadanos ultraricos: La rebelión se acerca”

Esto lo dice el multimillonario creador de ‘Amazon’ Nick Hanauer, quién escribe ésto en una carta abierta a sus colegas multimillonarios.

“Se me ha recompensado indecentemente bien por mi éxito, con una vida que el resto del 99.99 por ciento de los estadounidenses ni siquiera pueden imaginar. Varias casas, mi propio avión, etc., etc. ustedes ya saben lo que estoy diciendo…”

“Cuando miro hacia el futuro veo horquetas.”

Tengo un mensaje para mis conciudadanos ricos; para todos los que vivimos en nuestros mundos de burbujas protegidas: “despierten, porque ésto no durará! … Si no hacemos nada para corregir las desigualdades en esta economía, lo que viene después de nosotros son horquetas. Ninguna sociedad puede tolerar tal aumento de la desigualdad como la que tenemos.

Hanauer también señala otra cosa que es bien conocido por los lectores de este blog:

A través de los últimos 30 años los ingresos de los altos ejecutivos aumentaron 127 veces más frecuentemente que lo delos trabajadores. Desde 1950, los salarios de los altos directivos en relación con los trabajadores aumentaron en un 1.000 por ciento – y esto no es un error de imprenta. Los altos directivos podían antes ganar 30 veces el ingreso medio, ahora ellos embolsan 500 veces más.

Y como he señalado antes, los chicos ricos tienen miedo de lo que la gente vaya a hacer cuando despierte y vea la gra fiesta de la riqueza loca.

Pål Steigan/noruego.today

Legg inn en kommentar